¡Se viene la nieve!

Posted on 21 julio, 2012

0



Por Pablo Donadio
Siempre que hay buenos niveles de nieve asentados sobre la base, el invierno turístico asegura sonrisas para todos. Si bien en los últimos años la tecnología compensa –máquinas mediante– los espacios flojos del manto níveo, sin la precipitación natural ningún complejo puede iniciar la temporada para la que trabaja desde unos ocho meses antes. Por eso los centros de esquí en especial, pero también las ciudades cercanas a la cordillera, celebran ya lo que confían serán buenos meses de trabajo. Los turistas encontrarán incrementos promedio de un 25 por ciento en comparación con 2011, y picos de hasta 33 por ciento en medios de elevación: pero como siempre que hay nieve, además de esquí y snowboard se confirman paseos en trineos, caminatas con raquetas y alternativas de recorridos tradicionales para hacer con la familia, rodeados por la magia del mundo blanco.

Pistas Mendocinas
La provincia no sólo es sinónimo de buen vino. Bien cordillerana y con varios complejos y parques de nieve, es siempre referencia invernal para los turistas. “Confiamos en que pronto se van a completar los sectores sin nieve y aquellos donde hay apenas 10 centímetros. Pero a hoy, lo caído no sirve ni para andar en trineo”, admite Alejandro Geras, director del centro de esquí y parque familiar Vallecitos, el más antiguo de Mendoza. Con una responsabilidad no siempre constante en el mundo de la nieve, Geras explica que las condiciones para dar seguridad y buen servicio no son aún buenas, aunque recalca que confía en los pronósticos de un invierno nevador. Con más infraestructura, alejado unos 180 kilómetros de la capital provincial y en la base del Aconcagua, el centro de esquí Penitentes es otro que seguía con dudas respecto a su fecha de apertura al cierre de esta edición. Si bien ambos cuentan con buen acceso y atractivos indudables, como el cercano Puente del Inca, no alcanzan los manchones para completar la pista de esquí, aunque el propio Aconcagua o el cruce por la RN7 a Santiago de Chile justifican el viaje en sí mismo. Habrá que seguir a diario el tema de la apertura.
El que no tiene problemas es Las Leñas, cerca de la prodigiosa Malargüe, que este año ya inauguró la temporada y volverá con los interesantes descuentos de su Malargüe Card (20 por ciento en gastronomía y en la nueva pista de hielo del Valle). Desde esa ciudad saldrán, como todos los años y a diario, transportes que llegan al complejo invernal bien temprano, y regresan por la tarde, como alternativa perfecta para esquiar gran parte del día y disfrutar luego de las últimas funciones del Planetario Malargüe, el observatorio de rayos cósmicos, o algún paseíto cercano, como la cascada congelada de Manqui Malal. El complejo en sí celebra la llegada de la nieve para estrenar por fin su renovación en medios de elevación (cuenta con 13, en los que se destaca Marte, a 3450 metros) para alcanzar sus 30 pistas. Esta nueva aerosilla se extiende a lo largo de 1190 metros, tarda ocho minutos en completar el recorrido y permite el ascenso de 21.000 esquiadores en sus sillas cuádruples. Además el complejo estrena su pista de patinaje sobre hielo bajo techo, y sumó una nueva base, Minerva, con todos los servicios, que permitirá la descentralización de las actividades. Sus fuera de pista interminables y sus célebres after mountain, el programa Zeus Freestyle Team con clases para jóvenes de 13 a 17 años, y las actividades en los hoteles completan el panorama. Siete noches en el hotel Piscis en base doble, con medios de elevación, media pensión, equipos, seguro médico y aéreos incluidos, costará $ 18.000 por persona.
Completa el panorama cuyano Los Puquios, parque de nieve de esencia mucho más familiar y con servicios personalizados. Allí tanto pequeños como adultos pueden esquiar en pistas muy amigables con suaves pendientes, y combinar el deporte de tablas con otras actividades como el tubing (deslizamiento sobre gomones especiales) o los trineos. El lugar promociona un “15 por ciento off” en el ticket final de pases si se concreta una reserva de alojamiento anticipada.

Provincia Nevada
Neuquén se destaca cada invierno por sus variados complejos, inmersos en algunos de los más bellos paisajes de la Patagonia. Intentando poner la mirada adelante para dejar en el olvido la temporada pasada, afectada por la presencia de ceniza volcánica, que impidió la llegada de aviones a Bariloche y San Martín de los Andes, la provincia hizo un lanzamiento conjunto con los centros de esquí y emprendió el “Operativo Nieve” con la colaboración de los ministerios de Salud y de Coordinación, asegurando que habrá vuelos semanales al aeropuerto Aviador Campos, base para San Martín y Junín de los Andes.
En Cerro Bayo, reconocido desde hace tiempo como “centro boutique”, la gran noticia –además de la recuperación de Villa La Angostura y el regreso de los turistas– es la inauguración del primer tramo de la telecabina séxtuple, que reducirá a la mitad el tiempo de llegada a la Cota 1500. Se trata del medio más moderno en el país, con 80 cabinas para seis personas y capacidad de remonte de 1200 personas/hora, según los directivos del lugar. “Las inversiones y el crecimiento desde 2006 han sido manifiestos, pudiendo implementar un programa de estímulos para que el peatón esquiara. Esto requirió inversiones importantes en medios de elevación, en pisanieves, en señalización, en dispositivos de seguridad”, señaló uno de los responsables del complejo, Julián Arostegui. Además de sus 23 pistas, las 280 hectáreas de superficie esquiable, más de 200 hectáreas de fuera de pista y las vistas fabulosas sobre el lago Nahuel Huapi, los visitantes podrán percibir los beneficios de la ampliación del parque de estacionamiento, nuevo servicio de boletería, nueva señalética y la renovación de paradores gastronómicos. Habrá también paseos en raquetas para quienes no esquían, esquí adaptado para personas con discapacidad, clubes de promoción y varios eventos, como el IX Encuentro de Chefs de Altura en agosto. El pase allí saldrá $ 336 en temporada alta.
Chapelco, otro de los clásicos de nieve y bosque de la provincia, también celebra la restitución de la conectividad aérea con Buenos Aires, y brinda por las cinco frecuencias semanales directas que enviará Aerolíneas Argentinas. Bajo el halo de la siempre linda San Martín de los Andes, y vinculado al Parque Nacional Lanín y al lago Lácar, el complejo tiene 12 medios de elevación, incluyendo una telecabina. Como novedad se anunció la renovación, el ensanchamiento y nivelación de la traza de las 24 pistas, mejoras en la venta y control de pases de medios con Skidata, y la creación del Chapelco Back Bowls, propuesta de esquiar por los fuera de pista más extremos “en la parte de atrás del complejo”, como explicó Juan Cruz Adrogué, presidente de Nieves del Chapelco. Esta temporada se lanza además una aplicación para iPhone, iPod Touch, Android y BlackBerry que convertirá a Chapelco en el primer centro de esquí argentino en ingresar en el terreno móvil. Mejoras en señalización, en las áreas de servicios, los refugios, paradores y rental de equipos completan los avances para 2012, que pueden chequearse desde la nueva web http://www.chapelco.com. Salidas en motos de nieve, paseos en trineos y excursiones a pie, junto a competencias tradicionales como el Tetra Chapelco del 4 de agosto, completan un calendario imperdible para una temporada que acaba de comenzar. El pase en temporada alta costará $ 345, con paquetes semanales desde $ 3300 por persona (base doble con pases y hospedaje en hotel dos estrellas con desayuno), hasta los $ 7900 de un cinco estrellas (con media pensión y medios de elevación), pero sin aéreos.
A 357 kilómetros de la capital neuquina, Caviahue es el centro de esquí de Copahue, un lugar mágico en sí mismo. Allí se ofrece la llegada con vuelo de Aerolíneas Argentinas y transfer en American Jet hasta Loncopué (miércoles y sábados) o colectivos, que dejan a los visitantes a los pies de ese gran complejo con laguna, volcán y pueblo. Aquí la novedad es el traslado del Telesquí del Bosque, que permitirá el acceso a tres nuevas pistas, completando así una veintena en la oferta. Este año, el pase costará $ 310. Caviahue Adventure propone llegar a las relajantes aguas termales y hacer paseos en motos de nieve por distintos sectores para completar los servicios del centro. Varias competencias de tablas y el Snow Polo (6 y 7 de agosto) darán protagonismo también al deporte. Al cierre de esta edición, y siempre dependiendo de las nevadas, la inauguración del centro se esperaba para este fin de semana.
Finalmente el parque de nieve Batea Mahuida de Villa Pehuenia cierra la oferta en la provincia. Administrado por la Comunidad Mapuche Puel, el pequeño centro inaugurado en la temporada del año 2000 ofrece interesantes actividades que tienen como eje al volcán Batea Mahuida. Su infraestructura se asienta a 1900 metros, y posee dos pistas muy buenas, con dos medios de elevación donde se muestra panorámicamente el montañoso territorio argentino-chileno. Para tentar a las visitas, este año se dispuso que quienes lleguen del 29 de julio al 11 de agosto –ya fuera de las vacaciones de invierno porteñas– tendrán un descuento del 30 por ciento.

Patagonia Centro y Sur
Símbolo barilochense por excelencia, el cerro Catedral dejó en el recuerdo las cenizas y ya está en marcha para sacarle lustre a la nieve como lo que siempre ha sido: el centro de actividades invernales más grande de Sudamérica. Estrenando nuevo concesionario (los dueños de Vía Bariloche), este año los pases en temporada alta saldrán $ 365, y un skiweek (sin aéreos) entre $ 5000 y $10.000. El complejo cuenta con 38 medios de elevación para medio centenar de pistas, que este año estarán más protegidas gracias al nuevo sistema de prevención de avalanchas Avalancheur. El rediseño de su Terrain Park y la adquisición de tres pisapistas también están puestos en función de un mejor servicio, con las pistas abiertas desde fines de junio. Algunos beneficios en el pase semanal y una agenda cargadísima son parte de la carta de presentación del coloso de América si de esquí se habla, símbolo del esquí estudiantil y familiar.
En línea recta hacia el sur, ya en los límites políticos de Chubut y dentro del Parque Nacional Los Alerces, Esquel atrae con mucho más que su centro de esquí, ubicado a 13 kilómetros de la ciudad. Aquí es donde estarán los precios más baratos si de centros importantes se habla: los pases de medios de elevación en La Hoya costarán $ 195 por día en temporada alta, y siete días con alojamiento (base doble) en un hotel del centro –más los medios, traslados, seguro médico y pensión completa en un refugio– costarán $ 5400 por persona, aéreo incluido. Allí se puede practicar esquí alpino, de travesía, de fondo y snowboard en una veintena de pistas y hasta mediados de octubre, gracias a la calidad y permanencia de la nieve. Finalmente espera Castor, el más alejado de los centros pero con servicios de excelencia y una de las temporadas más largas (también desde fines de junio, gracias a su latitud, contó con nieve para abrir sus pistas). Ubicado a 26 kilómetros de Ushuaia, en Tierra del Fuego, ofrece múltiples pistas y medios de elevación para diferentes modalidades en sus 500 hectáreas de dominio esquiable. Hay que destacar que aquí el pase diario sale $ 320 en temporada alta. Como novedades se destacan la incorporación de una nueva pista de principiantes, nuevas redes de seguridad y la renovación del 30 por ciento de los equipos del rental. Además, las tareas de mantenimiento y otras nuevas construcciones se enmarcan en el proyecto Interski 2015, cuando Castor será sede oficial del evento que atrae a los mejores deportistas del mundo.
PAGINA 12

Anuncios