Maravilla: “Quiero armar una pelea grande en la Argentina”

Posted on 18 septiembre, 2012

0


A Sergio Martínez le quedaban cuatro objetivos en el boxeo. Dos los pudo cumplir el mismo día: recuperar el cinturón mediano de la CMB y triunfar en Las Vegas. Le quedan otros dos: “Quiero ser el mejor libra por libra” y también el de pelear en el país, contó el quilmeño.

A Sergio “Maravilla” Martínez le quedaban cuatro objetivos en el boxeo. Dos los pudo cumplir el mismo día: recuperar el cinturón mediano de la CMB y triunfar en Las Vegas. Le quedan otros dos: “Quiero ser el mejor libra por libra y armar una pelea grande en Argentina”, contó el quilmeño en declaraciones radiales.
“Yo miro hacia delante, no miro hacia atrás. Adelante están mis objetivos y yo voy a seguir dando paso por paso por mi evolución. En el boxeo me faltan un par de cositas, no muchas. Recuperé el cinturón de las 160 libras, triunfar en Las Vegas… Me queda hacer un combate grande en Argentina y luchar incansablemente a ver qué votan por ser el mejor boxeador de todos los pesos. Hasta que no agote lo último que tenga en mi no voy a parar”, dijo en radio Mitre.
Sobre sus próximos combates, Maravilla anticipó: “Eso es lo que me mantiene motivado. Ser el mejor de todos es prácticamente una obsesión y yo soy preso de mi propio sueño. No necesariamente tengo que pelear con Mayweather, pero es una opción. Quizá la opción más directa. Pero hay otro boxeador, Andre Ward, que es el campeón mundial de las 168 libras, que es supermediano está por encima de mi categoría y es probablemente el próximo libra por libra, y todavía no peleó con Mayweather. Me acaba de surgir un competidor muy duro, es un boxeador muy talentoso”.
Con respecto a la pelea en Argentina, Maravilla Martínez reconoció que es difícil realizar una pelea grande, pero mantiene vivo su sueño: “Puede ser la opción de pelear en River, sería espectacular. O hacer una despedida en River. En Argentina hay como mucho cariño, una revolución la verdad. Tengo que agradecerles a los argentinos, la forma en que me siguieron. La gente que vino al estadio también. Me han dicho que fue una verdadera locura, una fiesta”, expresó el campeón mundial mediano de la CMB.
Por otro lado, Maravilla habló de su festejo íntimo luego de pasar varias horas en el hospital: “Recibí puntos de sutura y unas grapas en la cabeza”, contó. “En los momentos de soledad me pasa tal vez. Me quebré en el vestuario, un poquito. Por lo que me costó conseguir esta pelea. Lo más fácil fue el combate, porque hice lo que quise durante 11 rounds. En el último me relajé. Pero cuando terminó todo, cuando la noche se hace larga y vienen los momentos de reflexión: ¡la puta madre!, cuanta gente que intentó que esto no sucediera”, se descargó.
Sobre el último round del combate, el argentino analizó: “Me conectó bien con una mano, yo estuve viendo anoche la repetición del último asalto y creo que estuve bien en lo que hice. Yo después de haber caído a pesar de no estar del todo estable, de no sentirme bien, de estar mareado por el golpe. A pesar de todo eso lo fui a buscar, me puedes tirar, pero no voy a caer nunca. Si me tiró, bien por él, pero yo voy a ir a atacar siempre. Yo voy a vender la derrota de la manera más cara”.
Sigue: “Es difícil explicar la sensación de nocaut. Hubo otras peleas en las que me encontraba nocaut y no entendía nada. Yo sabía todo en esta pelea, pero lo que no tenía era estabilidad en las piernas. Venía de sentir un estado de shock por un segundo”, explicó. Y agregó: “No, en ningún momento sentí que podía perder. La intensidad de la pelea fue alta, pero no se me cruzó por la mente. Yo tenía un objetivo en la mente y era ganar”.
Por último, analizó sus lesiones: “Venía sintiendo una lesión en la rodilla… Pero no pasa nada, tenía la otra mano. Se me quebró la izquierda. Un golpe mal dado y el vendaje que no me ayudó. Un movimiento de él hacia delante puede producir la lesión. Probablemente no habré cerrado bien la mano en el momento del impacto”, contó.
Maravilla Martínez terminó el combate con puntos en la ceja izquierda, ganchos en el cuero cabelludo para cerrar una herida, una lesión ligamentaria en la rodilla que lo obligaría a pasar por el quirófano y una fractura en la mano izquierda que se produjo en el cuarto round. El campeón, un guerrero arriba y abajo del ring.
LOS ANDES

Posted in: Argentina